Press "Enter" to skip to content

Introducción

Desde el año 2006 -cual cronista de la ignominia-, vengo escribiendo, siendo estupefacto testigo de lo inenarrable … los epítetos no son suficientes: ineptos, mendaces, burlones, revanchistas, sembradores de odio, ineficientes, totalitarios, entreguistas, corruptos, irrespetuosos, bravucones, parlanchines, depredadores, genocidas; en más de dos décadas derruyeron un país que era para querer y ahora es para llorar, para sufrir…miles y miles de venezolanos mueren -baleados, de hambre o faltos de atención médica-, en calles y hospitales, y por millones , a riesgo de la propia vida , huyen del malhadado socialismo del siglo XXI en búsqueda de un verdadero futuro para sí y su familia…muchos no lo consiguen.

Fruto de esa ingrata realidad son los siguientes libros de tragicómico humor que pretenden dejar testimonio de lo increíble, de lo inaudito, de lo inconcebible.

Novedades de la V República. Caracas.
Noticias Historiales de la V República. Caracas.
El Realismo Mágico de la V República. Caracas.
Desvaríos de la V República. Salamanca.
Locuras Bolivarianas. Salamanca.
Apocalipsis Bolivariano. Madrid.
Genocidio Bolivariano. Madrid.

Los libros recogen los cerca de 700 artículos escritos para dejar testimonio de este infierno cotidiano que sufren los súbditos bolivarianos publicados con el solidario apoyo de los directores y editores de los siguientes portales digitales:

Analitica.com
NoticieroDigital.com
Vnzla.com
Lapatilla.com
IdeasdeBabel.com

Nobleza obliga, mi mayor agradecimiento a Alfredo Pérez Alencart, Director del Centro de Estudios Ibéricos de Salamanca y a Felipe Lázaro. Director de la Editorial Betania en Madrid, quienes, sin cortapisas ni melindres, muy solidariamente, acogieron en sus prestigiosas colecciones algunos de estos libros de humor político venezolano.

Por supuesto que mi gratitud se extiende también a dos viejos amigos con los que he compartido la esperanza de una Venezuela más justa y solidaria, que responda a los cambiantes y exigentes signos de los tiempos: Abdón Vivas Terán y Joaquín Marta Sosa, quienes hoy prestan sus sabias y experimentadas letras ora como autor del prólogo uno, ora como autor del epilogo el otro.

Igualmente, mis gracias a todos aquellos amigos que contribuyeron con sus aportes intelectuales a darle brillo a mis anteriores escritos. A la fiel Florencia Zabala, quien me ha acompañado como diseñadora en innúmeras aventuras editoriales.

Last but not least, mi reconocimiento a Iraida mi esposa y a mi hermana Mariela por su paciencia y disposición para apoyar, sin reservas, estas travesuras del espíritu.

Enrique Viloria Vera
Salamanca, 2020